BBC, Opinión, Series Británicas

‘Peaky Blinders’, la guerra de los gángster de Birmingham

¡Cuidado! Puede contener spoilers si no has visto la tercera temporada. 

‘Peaky Blinders’ nos traslada en tres temporadas extraordinarias la historia de un clan familiar de gángsters en Birmingham, en los años 20 del pasado siglo. Prácticamente toda la ficción que produce BBC es un diamante en bruto. La última prueba es la serie ‘Peaky Blinders’ cuya reposición puede verse en diferentes plataformas: Wuaki.TV, Movistar Series Xtra y Netflix.

La ciudad es proletariado inglés, whisky irlandés a raudales, canales hechos para el contrabando y locales de apuestas hípicas, legales e ilegales. Desde un barrio obrero humilde y mugriente a la ascensión de los Shelby, comandados por el segundo de los tres hermanos varones. 

Sigue leyendo “‘Peaky Blinders’, la guerra de los gángster de Birmingham”

E4, Opinión, Series Británicas

El adiós definitivo de ‘Skins’

uktv-skins-redux

El difícil paso de la adolescencia a la vida adulta quedó retratado de una manera exquisita por el creador de la serie Skins, Bryan Elsey durante tres generaciones. Con buena música, buenos actores e historias a flor de piel, Skins es un asombroso delirio de lo inesperado y, de lo inverosímil, todo es tan (anti) natural como la vida misma. El punto de partida para esta última temporada era enseñar el cambio de rumbo que llevan Effy Stonem (Kaya Scoledario), Cassie Ainsworth (Hannah Murray) y James Cook (Jack O’Conell) en Londres, la gran ciudad, trayendo nuevas y problemáticas tramas de estos memorables, únicos y jodidos jóvenes británicos en sus veintitantos.

El principal problema que podíamos atribuir al final de Skins está relacionado con las expectativas, sobre todo de los dos primeros capítulos, Skins Fire. ¿Por qué no se menciona la muerte de Freddie?  ¿Donde está Sid? ¿Y su hermano Tony? ¿ Y el resto de compañeros? He leído comentarios acerca de las dos primeras entregas y el sentimiento común es extrañeza, desconcierto y decepción. Pero, ¿y que esperabais? Estaba claro que Skins iba a dar un giro de 360 º, como ficción con un orden lógico y temporal, era obvio que los personajes tenían que madurar, no iban a tener la misma personalidad. Cumpliendo su función de epílogo, hemos visto la transformación, el experimento y el punto y aparte rotundo de Skins. Otra cosa muy distinta ha sido lo que hemos querido ver (y no vimos) y lo que ellos quieren mostrar cambiando totalmente el estilo de Skins (y nosotros queríamos que nos enseñaran).

Este post contiene spoilers sobre la séptima temporada

Skins Fire

uktv-skins-fire-week-28-stills-2

Notorio y confuso fueron los primeros minutos de Effy, trabajando como recepcionista en una empresa. Hacer recados y los café no es suficiente y cuando se entera de cierta y privilegiada información no duda en utilizar a Dom, el chico nerd enamorado de ella para lograr sus propios fines. Durante cuarenta minutos, no llegamos a entender muy bien por qué nos estaban contando. ¿Es esto lo más interesante que pueden contarnos de Effy Stonem después de tres años sin verla? Pero Effy es Effy, y nada va a hacerla parar hasta que llegue la tragedia. La magnética y silenciosa Effy tenía que hacer frente al cáncer de Naomi (Lily Loveless) y a una investigación de la FSA por fraude fiscal.

No parecía un cierre de historia feliz y en la segunda parte de Skins Fire, a pesar de la inteligencia y su manipulación todo comienza a desmoronarse y sus problemas iban más allá de su propio control. El final de Effy fue mucho más profundo que el adiós inicial en la cuarta temporada pero mantuvo la misma seña de identidad de Stonem, utilizando los mismos trucos de su adolescencia para llegar a la cima y siendo igual de silenciosa, enigmática e infeliz pero alejada de la destrucción que le proporcionaban las drogas y el alcohol.

Sigue leyendo “El adiós definitivo de ‘Skins’”

E4, Opinión, Series Británicas

La madurez de ‘Skins’

skins fire pure rise season 7

Skins regresaba el pasado 1 de julio para su despedida final. En marzo de 2012 nos enterábamos de que la serie británica era cancelada a tan solo tres episodios del final de la sexta temporada. No todo fueron malas noticias, se emitirían en 2013 tres episodios especiales (podéis leer la crítica aquí), uno por cada generación, para dar cierre a las historias de los personajes más emblemáticos; Effy Stonem (Kaya Scoledario) la femme fatale, la excéntrica y solitaria Cassie Ainsworth (Hannah Murray) y el problemático Cook (Jack O’Connel) y así dar por finalizada una de las series inglesas con más éxito en los últimos años. La noticia ponía fin a los rumores acerca de una película en la que se mezclarían generaciones.

Skins creada por Bryan Elsley y Jamie Brittain en 2007 no está dentro del drama teen genérico, su intención no es contar una historia dentro de ciertos parámetros de este género y se aleja bastante del simple estereotipo y del discurso fácil y cursi de otras míticas series de adolescentes como Popular o Dawson Creek. El papel de la televisión en la transmisión de la representación de lo jóvenes cambió definitivamente con Skins. Cierto es que a veces podía ser interpretada como una visión desfasada y surrealista de lo que es el mundo adolescente pero entre todas estas escenas de inverosimilitud parcial, cada una de las historias, cada uno de los personajes consiguió transmitir emociones y conectar con el público. Desde una actitud de exceso y de autodestrucción se distanció de una realidad lógica pero retrató con gran acierto la esencia de una generación perdida y desconcertada, refugiada en el alcohol y las drogas, con un viaje de ida sin un mapa para continuar, culpando a los padres de sus errores y su falta de cariño, deambulando entre tanta libertad y con un futuro claroscuro.

Sigue leyendo “La madurez de ‘Skins’”