ABC, Opinión, Series americanas

¿Cuándo debe terminar ‘Anatomía de Grey’?

13 años después y los finales de temporada de ‘Anatomía de Grey’ siguen siendo trágicos, catastróficos y sobre todo, angustioso. Hace unos años hicimos un repaso sobre las nueve primeras temporadas de la serie, hemos vivido de todo: aviones que se estrellan, accidentes de autobuses, muertes dolorosas o asesinos sangrientos por el hospital. 

Shonda Rhimes sigue sin darnos una tregua y continua con su tónica habitual, el problema está en que tras más de 10 años, los finales de ‘Anatomía de Grey’ cansanLa décimo tercera temporada llegaban su fin con un episodio, Ring of Fire (13×24), cargado de intensidad, drama y con el Grey-Sloan Memorial Hospital en llamas. 

El final nos dejaba sin aliento, casi hasta los últimos minutos del capítulo no vimos cómo Stephanie (Jerrika Hinton) era capaz de deshacerse de su secuestrador gracias a su arriesgada estrategia, que terminaba volviéndose en su contra cuando un tanque explotaba y lanzaba a Edwards por los aires, dejándonos con la incógnita de si había sido capaz de sobrevivir. Algún punto más tuvimos: una posible relación entre Jackson y Maggie, el desenlace de la hermana de Owen y la salida forzosa y express de Minnick Las dos últimas entregas han estado a la altura de lo que era antes la ficción, recuperando esa esencia con la que los guionistas de la serie lograban mantenernos enganchados frente a la pantalla sin parpadear. 

Sin embargo, si analizamos toda la temporada, está ha estado marcada por la irregularidad, el aburrimiento y por la falta de continuidad de algunas tramas como la de Alex y Jo, Kepner y Avery o Meredith y Riggs. Anatomía de Grey’ ha tenido tres, o quizás cuatro buenas temporadas y, desde entonces, ha tenido momentos buenos, otros de malos y siempre temporadas muy irregulares. Es inútil, entonces, querer abordar la crítica de esta última temporada insinuando que ya no es lo que fue, que con el tiempo ha perdido el brillo de antaño. Lleva tantos años sin el equilibrio del principio que al final habrá que asumir que ‘Anatomía de Grey’ está definida por la irregularidad y decadencia y su principio, en realidad, no era más que una excepción.

En lo que respecta a las audiencias, ‘Anatomía de Grey’ ha sufrido en las últimas temporadas una paulatina pérdida de espectadores, provocada quizá por los giros y pérdidas que han vivido sus historias, ya de por sí alocadas. Tristemente, y a pesar de que ninguna de ellas es lo que fue, es poco probable que la ABC sacrifique unas audiencias aceptables por el honrado, pero poco frecuente, hecho de preservar la concepción original de cada producción. Y aquí la bienaventurada teoría de las cinco de temporadas. Si queréis refrescar la memoria, no os perdáis este post: Los trágicos finales de temporada de Anatomía de Grey.

Para la decimocuarta temporada nos espera más refritos y probablemente más salidas. Lo que sí podemos asegurar con total seguridad es que tienen previsto emitir una serie centrada en los bomberos de Seattle, que todavía no conocemos pero que presentarían previamente en la siguiente entrega de ‘Anatomía de Grey’. Desde que ‘Sin Cita Previa’ (‘Private Practice’) se despidió en 2013 después de emitir seis temporadas centrados en el personaje de Addison Montgomery (Kate Walsh), la ex mujer de Derek, se echaba en falta que el canal ABC no quisiera exprimir un poquito más ese hospital de Meredith Grey, (¡qué raro!). Además, los productores parece que han olvidado que ‘Chicago Fire’ y ‘Chicago Med’ no existen. 

Nos vemos en Septiembre, ‘Anatomía de Grey’. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s